Posteado el 20 Marzo, 2017 Por en Estrenos con 290 Visitas

Crítica de “20th century women”

20TH CENTURY WOMEN

20TH CENTURY WOMEN, de Mike Mills. 2016.

Una exploración del amor y la libertad en la California de finales de los años 70

Mike Mills escribe y dirige una película semiautobiográfica sobre la historia de una madre que trata de educar a su hijo en Santa Barbara a finales de los años 70. El realizador se refleja en el adolescente Jamie (excelente Lucas Jade Zumann), cuya madre Dorothea Fields (Annette Bening en uno de sus mejores trabajos) hará lo imposible para brindarle la mejor educación posible. La película, lamentablemente, no pasará por las pantallas españolas (otra oportunidad incomprensiblemente perdida) y se estrenará directamente en plataformas digitales y DVD.

El amor y el sentimiento de pérdida van de la mano en esta historia sobre el joven y las tres mujeres que lo criaron. La película empieza en 1979, con música de Taking Heads (ésta tendrá un papel crucial en el film, sobre todo con el nacimiento del punk y la batalla entre los partidarios de grupos como Talking Heads y los de grupos como Black Flag) y con un discurso del presidente Jimmy Carter sobre la pérdida de confianza del pueblo estadounidense, en un momento de desencanto dentro de la sociedad norteamericana, a punto de enfrentarse a unos inciertos años 80.

Dorothea es una mujer divorciada a cargo de su hijo adolescente, con el que vive en una casa de principios de siglo que están reformando con la inestimable ayuda de William (Billy Crudrup), que también busca su camino en la vida. La casa, permanentemente en reformas, es, por tanto, un reflejo de la vida de Jamie.

Mike Mills ya nos había hablado de su padre en Beginners (2010), y ahora hace lo propio con su madre, según su recuerdo como adolescente. 20th century women es, por tanto, un film sobre la memoria, aderezado con dosis de música, política y feminidad. Jamie es el foco de la acción, e incluso las historias de Abbie (Greta Gerwig haciendo una vez más de Greta Gerwig) y Julie (Elle Fanning) se entremezclan con su educación. Las dos chican asumen su responsabilidad a la hora de criar a Jamie, después de que éste sufra un estúpido percance que casi le cuesta la vida.

Abbie es una influencia en gustos musicales y también le muestra el mundo de la noche, llevándolo a fiestas y aconsejándolo sobre cómo debe interactuar con las chicas. Por su parte, a Julie le encanta dormir acurrucada a Jamie y contarle sus secretos más íntimos, aprovechando que el chico está perdidamente enamorado de ella. La educación sentimental del muchacho se verá afectada por la lectura de textos feministas proporcionados por Abbie, los cuales le acarrearán no pocos problemas con otros compañeros, como el que desemboca en la pelea que tiene con otro joven al discutir sobre el orgasmo femenino.

En definitiva, 20th century women conjuga escenas memorables con buenas interpretaciones e interesantes reflexiones sobre la identidad, aunque, por otro lado,  también se le puede achacar que no tiene un propósito claro. El film actúa como un cúmulo de recuerdos y sensaciones, una ventana desde la que vemos pasar nuestra vida y la de nuestros familiares y amigos más cercanos, llenos de nostalgia.

Los personajes tienen a su favor una fuerza con la que bien podrían ser los protagonistas de un spin-off, incluído el de Billy Crudup, que se mantiene en un comedido segundo plano en todo momento. Mills compila una enciclopedia de la época desde el momento inicial, cuando Jamie dice “mi madre nació en 1924”, con imágenes en blanco y negro y posteriormente en color, que darán paso a un variado catálogo de discos, libros, y momentos estelares como el de Humphrey Bogart e Ingrid Begman en la escena cumbre de “Casablanca”. Todo un mundo para descubrir y disfrutar.

Tags : , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *